Rebuscando entre un reguero de documentos medicos y papeles que tengo por ahi acumulados, encontre unos resultados de unos analisis sicologicos que me practicaron hace un tiempo (precisamente eso era lo que estaba buscando, pk tengo una cita el martes, no, no estoy loco, es un chequeo periodico), me puse a leerlos y encontre algo que aunque ya lo habia leido una vez no le preste atención en ese entonces: Baja Inhibición Latente (BIL).

Empecemos con la definición que nos proporciona wikipedia sobre este padecimiento: Inhibición latente: Se define como la capacidad que inconscientemente posee un animal o persona para hacer caso omiso a los estímulos externos de los que la experiencia ha demostrado que resultan inaplicables a sus necesidades. Mediante la inhibición latente, las especies animales y las personas centran sus esfuerzos y pensamientos en aquellos factores de los que se considera que tienen importancia en su vida y supervivencia.

Recientemente se ha demostrado que los individuos con baja inhibición latente están más abiertos a estímulos externos, así permanecen en contacto con información adicional que fluye constantemente en el ambiente.

Los autores presumen que la inhibición latente baja puede ser positiva cuando está combinada con alta inteligencia y buena memoria de trabajo – la capacidad de pensar en muchas cosas simultáneamente y desarrollar la creatividad – pero negativa en individuos con escasa capacidad intelectual, desarrollando psicosis.

Todo esto es la base biologica de porque la locura y la creatividad estan mezcladas.
Pero como yo siempre he dicho que todo el mundo puede ser creativo (que solo ahi que soltar los preconceptos y olvidarse de la logica por un rato) aqui les brindo:

7 pasos para ser un genio creativo

Cuando hablamos de creatividad nos llegan a la mente nombres como: Leonardo Da Vinci, Pablo Picasso, Pavel Pichardo, Albert Einstein, etc. Algunos piensan que la creatividad es un don dado a algunos privilegiados, pero no es asi. Todos tenemos una parte creativa dentro de nosotros, la cual puede ser liberada con algunos pasos que he aprendido y deseo compartir:

1. Mantener una mente abierta. El primer paso es salirse del pensamiento rutinario. Eso significa dejar de confinarse a una vida limitada; uno tiene que salir y buscar experiencias nuevas, conocer gente nueva, leer mucho, apagar la televisión y dejar de leer periodicos (noticias en general). Todas estas nuevas experiencias ayudarán a darte una nueva perspectiva, a apreciar las diferencias, y a entender que hay mas de una forma de comerse un bizcocho.

Este paso ayuda a desarrollar una mentalidad fuera de la caja, lo cual nos permite ver mas de una solución a un problema y a no tomar la decisión mas directa.

2. Enfocarse en el problema u oportunidad. El segundo paso es entender que problema estamos resolviendo, o que oportunidad estamos siguiendo. Debes sentarte y pensar en ello, sin pensar en el “como lo haré?”, solo concentrate en ver el resultado final que quieres lograr.

3. Aléjate. Una vez que entiendas lo que quieres hacer, aléjate del problema, dejalo en reposo, olvidate del asunto. Debes entender que las soluciones no llegan de inmediato, debes darle a tiempo a tu creatividad para digerir el problema y reponderte con una solución. Nuestro subconciente es muy poderoso y responde cuando menos lo esperamos. Recuerda mantenerte relajado, si te estresas solo conseguiras ahorcar la creatividad.

4. “Convirtiendote en Buda” o el momento de iluminación :P. (se me ocurrió ese titulo mientras escribía este artículo :P)
Esta es la parte facil, si te relajas, tú mente surgirá con la respuesta. Este es el momento cuando se te prende el bombillo (no, no tiene nada que ver con las EDEs ni la CDEEE).

Esto puede pasar en cualquier momento, sentado en el baño, hablando con alguien, comiendo y hasta en los sueños (esto me pasa mucho, y varios de mis colegas y amigos). Anota tus ideas, los que me conocen saben que siempre, siempre, siempre, he tenido una libreta donde anoto mis ideas. Esto es importante porque si no la anotamos a tiempo se nos pueden escapar.

5. Prueba tu idea. Una vez que consigamos nuestra preciada solución, no termina el proceso, debemos probarla, ya sea por medio de un experimento o una prueba piloto. Porque por mas genial que parezca la idea no sabremos si funciona hasta que la pongamos a prueba. El ejecutar una prueba a escala de nuestra idea, nos daremos cuenta de la viabilidad de la misma.

7. Enjuaga y Repite. Mientras mas hagas estos pasos, mejores resultados. Comenzarás a notar todas las pistas que tu subconsciente te envia, con el tiempo tendrás tantas ideas que no podras probarlas todas, asi que anotalas y podras revisitarlas luego.

Espero que les sirva.

Hasta luego.